La quinta ha llegado en Madrid. En una pista espectacular ante un rival histórico. El Bc Morabanc Andorra se ha instalado en el umbral de la zona noble de la clasificación de la Liga Endesa tras ganar con todo merecimiento en la pista del Movistar Estudiantes por 75-82. La victoria se explica por la nueva exhibición de poder coral y responsable de los de Peñarroya y por el mal momento de los estudiantiles que acumulan 9 derrotas por una sola victoria hasta ahora. Todo lo contrario que el equipo andorrano que ha ganado 4 de los últimos 5 partidos y que hace un mes observaba la clasificación con preocupación cuando estaba con un triunfo y 4 derrotas. La situación se ha dado la vuelta, ahora el balance es de 5-5, un contexto excelente para recibir con ambición la visita del Real Madrid el próximo domingo en la BMB.

Desde los primeros minutos, el MoraBanc Andorra ha anunciado al Estu que el partido no le resultaría cómodo. Shermadini ha dominado la pintura durante todo el partido, ha acabado con 23 de valoración y 14 rebotes, y las primeros ventajas han llevado su firma. Se trataba siempre de distancias cortas. Como si apenas los dos equipos se vigilaran sin intención de exponer aún todo su arsenal. Con este tira y afloja han concluido los primeros 10 minutos con ventaja visitante por 18-19. Flotaba en el ambiente la sensación de que el Movistar Estudiantes estaba vulnerable y lo necesario por parte del equipo andorrano era subir la apuesta, aumentar la exigencia sobre todo en defensa. Y de esta manera con muchos jugadores sumando (Mr. Jones, Navarro, Beto …) ya han aparecido las primeras diferencias serias, 24-32. Al descanso la ventaja andorrana se había estabilizado en 6, 33-39.

El tercer cuarto los estudiantiles han tratado de provocar un giro de los acontecimientos pero su motor estaba demasiado gripado por descolocar mucho la defensa responsable, solidaria e inteligente de los hombres de Joan Peñarroya. El marcador se ha ajustado en un par de ocasiones pero sin llegar a darse la vuelta en ningún momento. El MoraBanc, con cierto punto de crueldad, permitía al rival hacer la goma para volver a ejecutar un brusco arranque cuando era necesario. Y así se llegó al último cuarto en el que el equipo andorrano ya con el colmillo bien clavado en los 10 puntos dejaba claro que no permitiría una reacción local. De hecho, en estos minutos, si el MoraBanc hubiera tenido más acierto en algunos momentos la victoria se hubiera resuelto de manera mucho más cómoda y bordeando los 20 puntos. Aún así, y a golpe de triples de Beto y tiros libres de Stojanovski la recta final del partido ha transcurrido con relativa calma.

El 75-82 final incluso no acaba de ser un testimonio fiel de la superioridad y sensación de dominio y control de la situación exhibida hoy en el Barclay Card Center. Los jugadores más destacados han sido Shermadini (12 puntos, 14 recibe, 23 de valoración), Víctor Sada (8 puntos, 8 rebotes, 5 Asst..), Beto (15 puntos, 5 triples y 17 de valoración) y David Navarro (13 puntos y 17 de valoración). El domingo a llenar la BMB para intentar hacer temblar el Real Madrid, un reto extraordinario para un equipo que está en un momento fantástico.