Mañana a las 12h30 (en directo Esport3), en el polideportivo olímpico de Reus, el MoraBanc Andorra luchará para conseguir la primera liga catalana de su historia. El rival volverá a ser el que lo impidió los dos veces en que anteriormente se estuvo a punto de hacerlo, el Fc Barcelona Lassa. El gran tótem del baloncesto catalán fue el muro que impidió que este título acabara en las vitrinas tricolores. En las finales disputadas en La Seu d’Urgell y en Granollers, especialmente la segunda, hubo muchas opciones pero al final la calidad y capacidad competitiva azulgrana decantar los partidos hacia el lado del gran favorito. Mañana la condición de los dos equipos ante el partido no cambia, el Barça es el favorito pero no se puede negar que esta vez la percepción del papel del MoraBanc Andorra no es la de una cenicienta. Las dos últimas temporadas los azulgrana han perdido la BMB y la posibilidad de dar la sorpresa se ve más real que antes. Sí es cierto que el Barça de Svetislav Pesic es un equipo sólido que lucha por la segunda plaza de la Liga Endesa y que pase lo que pase en el Playoff por el título ya tiene la Copa del Rey en su balance particular de la temporada. El partido, por otro lado, tiene otro elemento añadido de interés y es ver cómo afrontan ambos equipos este duelo teniendo en cuenta que el sábado (19h) en el Palau Blaugrana se vuelven a enfrentar en partido de liga.

Por lo tanto, el encuentro recoge todos los atractivos habituales de la Liga Catalana, con el adicional de disputarse en plena temporada ya que se tuvo que anular cuando estaba prevista por la coincidencia con las ventanas FIBA. Desde este punto de visto el aplazamiento le concede al partido una imagen diferente de la habitual ya que siempre se ha disputado en pretemporada.

«Es un partido siempre bonito de jugar aunque no estamos en pretemporada y nosotros vamos con la intención de competir e intentar ganar» afirmó Joan Peñarroya que ha comparecido esta mañana ante los medios y ha reconocido que «es una semana atípica porque jugamos dos partidos seguidos contra el Barça pero nosotros estamos contentos de jugar esta final y queremos ser competitivos «. El entrenador ha sido cuestionado sobre el ánimo del equipo tras la derrota con Obradoiro «es evidente que no hay que coger bien la derrota del sábado porque no estuvimos bien en algunos aspectos del juego pero estamos en una situación a 4 jornadas del final que todos hubiéramos firmado antes de empezar la liga «. Peñarroya ha remarcado que «quedan 4 partidos y dependemos de nosotros». Sobre el Barça ha afirmado que «es un equipo con muchos puntos que desde que cambiaron el entrenador ofensivamente juegan más sencillo que antes pero con el talento que tienen son aún más peligrosos y detrás han subido la responsabilidad individual».

El equipo viaja esta tarde en Reus, hace noche allí y ha hecho el último entrenamiento esta mañana en la BMB.