El Bc MoraBanc Andorra vive mañana uno de esos días bonitos en los que la excitación se nota desde días antes. A partir de las 19h, la Bombonera será escenario del partido entre los hombres de Joan Peñarroya y el Real Madrid, el líder destacadísimo de la Liga Endesa con 17 victorias y una sola derrota. El potencial de los blancos está fuera de toda duda y son favoritos en todas las pistas que visitan pero en los sueños de los aficionados siempre está intentar dar la campanada como ya pasó la temporada pasada en los playoffs. En aquella ocasión el MoraBanc Andorra se deshizo de los blancos en el último partido de la temporada 17/18 en casa) para 89-77 en una auténtica exhibición. Los duelos anteriores, casi todos, del curso anterior hicieron explotar una rivalidad de las bonitas con los blancos que siempre tenían que llegar al límite para derrotar los tricolores. Ya forma parte de la historia de las grandes polémicas del baloncesto español con el famoso Campo Atrás de Sergi Llull, a quien se teme pero también añora a las pistas de las que está alejado desde el verano pasado por una rotura de ligamentos de la rodilla.
Los blancos llegan el partido tras perder ayer en la pista del CSKA de Moscú por 93-87 en un partido de dos caras ya que estuvieron perdiendo por más de 20 puntos en el primer tiempo y en el segundo no pudieron culminar una gran reacción.
Cabe decir que es un Madrid qe va recuperando cada vez más jugadores entre los lesionados de larga duración y que ya cuenta am el exuberante Anthony Randolph.
Por parte tricolor, Peñarroya ya podrá contar con Colton Iverson que debuta y en enfermería seguirán Karnowski y Burjanadze. Será el primer partido ya sin Copeland en la plantilla.
En un partido con el Madrid el rol del favorito siempre cuelga del mismo lado, el estado de forma de los blancos no modifica para nada la máxima pero el gran momento del MoraBanc Andorra invita al menos a pronosticar otra gran batalla en la Bombonera.
«Todo el mundo sabe que e Madrird es el mejor equipo de la competición pero nosotros vamos partido a partido y no tenemos que hacer un gran partido para que sea el Madrid, lo tenemos que intentar hacer siempre» afirmaba esta semana Moussa Diagne.
Jaime Fernández por su parte afirmaba que «tenemos muchas ganas de jugar este partido, el Madrid es un gran equipo pero sobre todo para hacerles daño tendremos que estar muy pendientes de nuestro juego.

«Ahora no podemos pensar que somos se mejores por haber ganado dos partidos seguidos pero es evidente que estamos mejor que hace unas semanas» ha afirmado en la rueda de prensa previa el capitán Oliver Stevic que ha remarcado que la mejora del equipo se debe «fundamentalmente a que hemos cambiado nuestra mentalidad y hemos podido trabajar mejor las últimas semanas porque hemos recuperado jugadores que estaban lesionados». Stevic ha dicho también que «la temporada pasada tuvimos una historia especial con el Madrid, a ver qué pasa mañana aunque somos conscientes de que será muy difícil». Peñarroya ha querido insisir en «que lo importante es que estamos bien en nuestro juego si queremos ganar el partido y molestarles lo máximo posible en su, o sea dificultad máxima pero también ambición máxima». El técnico del MoraBanc Andorra ha admitido que «el rival de mañana es el mejor de la liga, sin duda y además es un equipo que de la mano de Pablo Laso ha sabido reinventarse los últimos meses para superar las dificultades que han tenido con las lesiones y han seguido siendo competitivos al máximo nivel «.

El partido de mañana es el primero de la segunda vuelta en casa por los de Peñarroya, que llegan abonados al 9. El MoraBanc Andorra es 9º de la Liga Endesa con 9 victorias y 9 derrotas.